Actualidad

26/12/2016

Cómo mantener los pies calientes en invierno

Cómo mantener los pies calientes en invierno

Muchas personas sufren durante el invierno un problema molesto que en la clínica podológica Castellón conocemos bien: cómo ayudar a mantener los pies calientes durante la época de bajas temperaturas. Sabemos que los pies nos pueden revelar aspectos de nuestra salud a los que es conveniente tomar en consideración, por lo que la sensación de pies fríos puede indicar desde una mala circulación de la sangre en las piernas hasta problemas con la hormona tiroides.

Tener los pies fríos no es, por lo tanto, un problema que debamos tomar a la ligera. Desde la clínica podológica Castellón, podemos darte una serie de recomendaciones para mantener tus pies calientes durante el invierno, sin olvidarte nunca de que si el problema es muy persistente a lo largo del año, debes contactar con tu médico de cabecera.

Empecemos invitando a realizar comidas que incluyan frutos secos, vitaminas C, E y K, además de calcio y magnesio. La pimienta y la canela aumentan la frecuencia cardíaca facilitando que fluya más sangre a los pies. Y no olvidemos hidratarnos adecuadamente.

El calzado ha de ser adecuado, de buenos materiales y que cierre bien para aislar nuestros pies de la humedad y, sobre todo, usar siempre calcetines de lana ya que se trata de un material absorbente que mantiene el calor.  

Los masajes con cremas o lociones especiales para pies también ayudan a mantener los pies calientes, sobre todo si se ha estado mucho tiempo sin moverse. Si no podemos aplicar estos métodos, lo más sencillo es realizar algún tipo de ejercicio. Por ejemplo, ponernos de puntillas y estirar bien los pies, especialmente los dedos, repitiéndolo hasta que notemos que vuelve el calor. O, sencillamente, levantarse y caminar con vigor.

En La Clínica del Peu somos profesionales cualificados a tu servicio. Te ayudaremos a mejorar la salud de tus pies.